domingo, 23 de octubre de 2011

EL PULVERIZADOR VELOZ

Este verano tuve la desgracia de ver un anuncio en la tele que nos dejó sin habla y con la boca abierta a mi, a mi madre, a mi hermana mayor menor, a mi cuñado (marido de mi hermana mayor menor) a MI ESTRELLA de nueve años, a MI PLANETA de cinco años, a las dos niñas de mi hermana mayor menor de 12 y 8, al niño de mi hermano mayor menor de 6 y a la cuidadora de mis hijos un viernes cualquiera del mes de agosto a las 15.30 horas, justo antes de sentarnos toda la familia a comer, en un intermedio del telediario.

No voy a hablar de la marca, porque paso de darle ni un mínimo de publicidad a algo así, pero si diré que el producto que se anuncia es nada más y nada menos que una espuma para limpiar la Vitrocerámica.

Y lo relato tal cual es:

“Suena una música muy sugerente, cantada por una voz de tía tipo soul estupenda. Se ve a un pedazo de maromo, rasca que te rasca la vitrocerámica con el rascador (valga la repugnancia) y una especie de “moquillo” esparcidito por la Vitro, que nos quieren hacer creer que limpia algo. Vitrocerámica que, por supuesto, tiene más mierda que el palo de un gallinero, y además mierda acumulada y pegada desde hace unos diítas. Lo que claramente sugiere que el pollo se ha corrido un juergón, y no quiere que se entere su tronca nada más llegar, por eso se da tanta prisita por limpiarlo.

El pedazo de maromo tiene músculos que yo no pensé que existían en la anatomía humana… Sobretodo en los hombros, porque si te fijas de tripita anda un poco fofo… ¿Qué por qué lo sé? Por va perfectamente ataviado con una toalla absolutamente blanca e inmaculada, y la lleva misteriosamente enroscada a la altura de …. donde la cintura empieza a perder su nombre… (Yo creo que la altura es la misma que donde yo tengo la cicatriz de la cesárea de MI PLANETA). Por supuesto, tiene el pelo seco y barba de dos - tres días…

No hay un hombre en esta vida que salga de la ducha y se ponga a limpiar la Vitro… Vamos… ¿de qué? Porque con lo que sudan los tíos a la mínima, lo lógico es que las labores propias del otro sexo las hagan antes de ducharse, no después… Lo cual demuestra que el chico muy listo, no es.

Llega ella. Ideal, alta, morenaza, vestida con traje rosa/asalomonado y chaqueta marrón-mierda-de-perro… (colores que se matan se ponga la tía como se ponga…) … Llega con una media sonrisa, encantada de ver a su hombre rasca que te rasca, e inmediatamente se pone a comérselo a lenguetazos por la espalda, el cuello, la oreja. Él, por supuesto, ni se inmuta, porque tiene que quitar la reñordaza de la Vitrocerámica (todas sabemos que los hombres no pueden hacer dos cosas a la vez), y además, claramente, está hasta el moño de ella… Ella, que ya no sabe que hacer con él, porque el pavo la ignora claramente y sigue dándole al reconcentrao de la encimera, le quita la toalla…

(Hago un inciso para decir que hay un gran contraste entre la mierda que tiene la Vitro y el blanco nuclear de la toalla… algo no cuadra, en esa casa, claramente, algo va mal…)

Y ya es en ese momento, en el que él, que se ha dado cuenta, por fin, de la grata presencia y absurda existencia de ella y de sus aviesas intenciones, se gira hacia el ente que le está ululando y ella saca la solución a todos sus problemas, la salvación a todos sus males, la cura para sus esfuerzos … saca el “productito” en cuestión y echa un chorro pulverizado por la toda Vitro…

El coge a su amada de la cintura y … lo siguiente nos lo imaginamos, mientras se lee… “Déjalo actuar 3 minutos” … TRES MINUTOS!!! Ese pedazo de pavo sólo hay que dejarlo actuar 3 minutos… Pues para eso que siga rasca que te rasca, porque a mi un tío tan lento para limpiar y tan rápido para “pulverizar” se puede ir mucho a ñorda…”

En fin, que no logro entender la necesidad de tanto calentamiento corporal y humano para anunciar una espuma limpiadora de una Vitrocerámica, salvo si eso sirve para desprestigiar claramente a los maromos y su rapidez de actuación …

Resulta que el anuncio está dirigido por Bigas Luna, director de películas como “Jamón, jamón” y “Las edades de Lulú”… Ahora entiendo porque no he visto nunca ninguna de sus películas, ahora entiendo porque no las veré.

Por supuesto mi hermana mayor menor ya ha puesto la correspondiente queja en la empresa del espumarajo, porque no podemos entender que a las 15.30 horas de un viernes de agosto te calcen el anuncio en cuestión, y te falten brazos para tapar los ojos de tus hijos y de tus sobrinos… Muy amablemente han contestado los de la empresa que no lo ponen en horario de niños… ¿Cuál es el horario de niños en verano, si los tienes todo el día subidos a la chepa?

Anuncio absurdo y sorprendente donde los haya.

11 comentarios:

El 16 en discordia dijo...

Seguramente que te has dado cuenta de lo que es la publicidad.
A los anunciantes solo les interesa que de cualquier manera tu te quedes con la marca del producto.
No es una manera muy bonita pero contigo y conmigo ha funcionado.
¿Con cuantos más?

Mara dijo...

Efectivamente, ha funcionado porque me ha llamado la atención, pero el producto no lo he comprado en mi vida, y ya, no lo compraré...

Anónimo dijo...

Pues a mi el anuncio me gusta, puede que sea la primera y última vez en nuestra vida en la que una mujer, nos interrumpa en lo que estamos haciendo y no nos moleste, sino todo lo contrario. Espero que cunda el ejemplo.
El resto del anuncio carece de importancia.

Mara dijo...

Perdona????? Si el pollo ignoraba a la pava totalmente??? De que estamos hablando!!!

Anónimo dijo...

Me he quedado con la intriga, así que lo he buscado en Youtube y coincido contigo, el anuncio es absurdo. Pero mi mayor decepción ha sido que el tío no vale nada!!!
Mamen

Beatrice dijo...

¿Sabes que hay que hacer ante este tipo de anuncios sin sentido, sin gusto y que pueden ser hasta molestos?, escribir un correito a la empresa anunciante, gritando la queja en cuestión, y si esta empresa es un poco lista contará tu correo como el de 10.000.- que no lo han escrito, osea, que se pensarán dos veces el emitirlo una vez más en franjas tan caras.
Los anuncios deben ser atractivos, bonitos, que lleguen. Deben cumplir unos cánones de ética. Y deben tener como resultado vender más, no cabrear al personal.
Por este anuncio creo que escribí tres correos, el primero mostrando mi descontento por el mal gusto del cineasta y de la compañía que había dado visto bueno a tal bodrio, y los otros dos para aclarar a la empresa anunciante que aunque estén en horario no infantil a los adultos también nos gusta ver cosas bonitas. Dos por que necesitaban muchas aclaraciones, debe ser que no les bastó con uno.

Anónimo dijo...

Siempre he odiado los anuncios de cualquier cosa, gel de baño, automóviles, dentifricos o cualquier otra cosa inesperada que usa el cuerpo humano de reclamo, soy adipta y me veo los premios internacionales de publicidad cada año y creo que hay cosas mucho más originales y inteligentes que poner las domingas o el paquete de un señor, de una manera velada o no tanto para atraer al presunto comprador, pues que sepan que hay cantidad de cosas que no compro por esa causa, como siempre has dado en el clavo, y además ¡¡¡NO TENGO VITROCERÁMICA!!! CACHIS

Anónimo dijo...

PERDONA, QUERÍA DECIR ADICTA, PERO SE ME HA ESCAPADO LA P DE LA PUTA PUBLICIDAD

Mara dijo...

Lo he entendido... Yo también soy "adipta" a algunas cosas... y "adicta" a otras...

Anónimo dijo...

De que hablais si ninguna teneis idea de limpiar.

Maria Slone dijo...

DOWNLOAD ===>> Hay Day Cheats

Licencia Creative Commons
Este obra está bajo una licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 España.